¿Un Lugarcito Pequeño para Comer Auténtica Comida Peruana?

27867306_947087132110663_8443845871489603869_n

Te escribo para contarte de un tesorito gastronómico que me encontré en Manila…

André, el hijo de una maestra de cocina, decidió dejar de lado lo moderno y servir lo de su casa, lo del día a día del peruano, su comida del alma, de la historia y del recuerdo.

Con su buena energía, su cariño y su pasión culinaria, logra sabores criollos enormes, únicos y muy personales. Sentarse a su mesa es un verdadero viaje a las cocinas del corazón. Sigue leyendo