La MORCILLA más pinchada

¿MORCILLA pinchada, CHICHARRÓN de cochinillo y ARROZ de COCO?

Por Dios… este man se enloqueció.

Ayer me senté a la mesa del Celler. Siento que todas las recomendaciones y alabanzas que había escuchado sobre el cocinero y la comida de este lugar se quedaron cortas y cortas se quedarán; porque el Celler no es un sitio normal: su cocina es la perfecta amalgama de dos mundos: tan de aquí y tan de allá qué te genera una deliciosa revolución interior: como nada que hayas probado antes.

No hubo un plato, no hubo un momento, no hubo un bocado que no fuera emoción, descubrimiento y sorpresa total: el pescado sobre el arroz a banda, de coco y en paella, el pulpo con sobrasada y miel y crema de ajos, el cochinillo de horas a la leña y a la sal (que pocas veces he probado chicharrón igual), y aunque pareciera un sacrilegio, la morcilla de Burgos con mousse de pimientos, salsa de manzanas y aguacate… Sí señor! Qué carajos pasa aquí… está cocina te duele hasta en las entrañas.

Y, cuando creí que todo estaba dicho, se alzó con un carpaccio de magret de pato con arroz rojo y teriyaky, y una perfecta punta de anca sobre puré de yuca y ajos rostizados; y unos langostinos con mantequilla de romesco sobre marmaon… firme, delicioso, casi indescriptibles, te quedas sin respirar, con ganas de llorar de la emoción.

¿De dónde ha salido este tipo? Pregunté con respeto ¿cómo alguien es capaz de exprimir los mejores sabores y elevarlos a la enésima potencia, transformando, retocando, seduciendo hasta la locura? Entonces alguien me contó que lo había abandonado todo: su carrera de administrador, su familia, su país para estudiar y convertirse en cocinero en Barcelona. Afortunadamente nunca olvidó sus raíces y eso es lo que lo hace tan diferente y tan exitoso hoy: esa combinación que lleva a los platos.

Para poder entenderlo hay que conocer, disfrutar y comerse el Celler entero, solo en ese momento tomarán sentido mis palabras para ti: que Rodrigo Díaz, el chef de El Celler, no solo cocina… Rodrigo se te mete en el alma con su cocina… y eso es bien diferente.

Este restaurante, si estuviera en otro país, tendría su buena estrella Michelín (no tengo duda de eso) ¿entienden la importancia y la potencia? Pagaría tiquete de avión solo para venir a comer en él.

EL CELLER

tel: (035) 369-2353

Carrera 54 no 75-119

Barranquilla

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.